Su sonrisa es nuestra sonrisa

Cuando un paciente se presenta en nuestra clínica dental con una caries, un diente roto o para reemplazar un diente perdido, estamos ante un problema puntual. El resto de sus piezas dentales se encuentran en correcto estado y puede comer correctamente. Se realiza el tratamiento generalmente en una o pocas visitas, lo saludamos y hasta el próximo control anual.

Pero, ¿qué pasa cuando el paciente, por el motivo que sea, ha abandonado su cuidado bucal, se nos presenta en la clínica con piezas ausentes, dientes y muelas rotas, piezas dentales que se mueven, gran cantidad de tosca, piezas perdidas o prótesis dentales que no han sido revisadas en varios años? Estamos ante el caos …

El paciente sabe que su estado dental está muy deteriorado, que ha esperado demasiado para ir al dentista, pero quiere una solución a su problema, y lo quiere rápido.

Ante estos grados tan avanzados de deterioro, no se pueden hacer “parches”: diez reconstrucciones, cuatro endodoncias, dos funditas y un implante …, no suele ser lo ideal. En estos casos hay que buscar una solución integral, una rehabilitación oral que permita devolver al paciente la salud oral perdida, la masticación correcta y una estética adecuada.

Gracias a un estudio clínico, radiográfico y mediante modelos de escayola, se puede trazar un plan de tratamiento que puede permitir a nuestro paciente, generalmente en un plazo de dos a tres meses, volver a disfrutar de una boca sana y una sonrisa bonita. Cada paciente se tiene que estudiar individualmente, no existen dos bocas iguales, de forma que la misma solución no es la idónea para todos los casos.

Valiéndonos de la odontología conservadora, la periodoncia, los implantes dentales y la prótesis dental, rehabilitaremos esta boca que es uno de los órganos más importantes que tenemos. La boca es un órgano multifuncional que interviene en diferentes funciones: respiración, masticación, fonación y es uno de los elementos más importantes en la estética de la cara.

Para comprobar, valen más unas imágenes que mil palabras. En las fotos podemos ver bocas que han necesitado rehabilitación oral y vemos “el antes y el después”.

Para acabar queremos decirles gracias a nuestros pacientes por dejarnos verlos disfrutar comiendo y sonriendo.

Seguiremos trabajando para conseguir siempre su satisfacción, porque ésta es nuestra mayor recompensa.
Porque su sonrisa es nuestra sonrisa.

Compartir este contenido

Comments are closed.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar y adaptarse a su navegación y preferencias, entre otros aspectos. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información Aceptar